• Es bastante frecuente que la causa de muchos bloqueos o dificultades en nuestra vida cotidiana sea una pérdida del alma.
 
  • En toda experiencia que implica un trauma emocional o físico una parte de nuestra alma se escapa del cuerpo para sobrevivir a la experiencia.
 
  • Esto puede suceder a cualquier edad, sin embargo lo más frecuente es que ocurra en la infancia.
 
  • En la medida que recuperamos nuestra alma aumenta nuestra energía vital.
 
  • Al recuperar el alma retorna nuestro poder personal para manifestar la vida que desamos vivir.
 

 

          ++++++++++++++++++++++++++++++++++++++++++++++

 

Pérdida y recuperacion del alma

La pérdida del alma no es un error de la naturaleza, al contrario, es un mecanismo de protección. En vivencias con un alto nivel de dolor, la psique no puede soportarlo y una parte de nuestra esencia abandona el cuerpo para que no sintamos por completo el impacto del dolor. 

 

En el abuso físico o emocional en la infancia, al ser víctima de un ataque delictual, en accidentes, en desastres naturales, en una separación de pareja, en la muerte de un ser amado, en una cirugía e incluso en un nacimiento traumático, es altamente probable que haya pérdida del alma.

 

Cualquier cosa que cause un shock puede ser causa de pérdida del alma. Y lo que lo causa en una persona puede que no lo cause en otra. En ocasiones, son vivencias muy difíciles de recordar como el abandono emocional o la desvalorización en nuestros primeros años de vida.

 

Esto lo saben desde hace miles de años las culturas chamánicas de todo el mundo y los profesionales que praticamos la terapia de vidas pasadas lo comprobamos en nuestra consulta clínica a diario.

 

Los aborígenes sabían que la pérdida del alma dejaba fuera de equilibrio sus vidas y praticaban la recuperación del alma alrrededor de tres días de ocurrido el trauma. En nuestra cultura ignoramos esto, pasan veinte, cuarenta, o más años y nuestra alma sigue buscando sus partes perdidas recreando el truma original. Esa es la razón de que solemos decir: "siempre me pasa lo mismo". Aunque cambian las personas y las situaciones, experimentamos una y otra vez vivencias que tienen una sensación subjetiva muy similar.

 

La perdida del alma es una fuga de energía vital y como consecuencia creamos vulnerabilidades, los síntomas más comunes son dificultad para desarrollarnos en cualquier área de nuetra vida, depresión crónica, tendencias suicidas, síndrome de estrés post traumático, inmunodeficiencia, adiciones, dolor, cansancio y/o frío crónico, alguna forma de disociación, es comun que los parientes cercanos a la persona digan: “despues que pasó “tal cosa” nunca fue la misma”. 

 

Los efectos de la recuperacion del alma varían de persona a persona. Para unos puede ser la conclusión de un trabajo personal y para otros el comienzo.  Sin embargo, lo usual es que a medida que nos vamos llenando de nuestra alma recuperada, somos más capaces de salir del modo sobreviveincia y comenzamos a traer de regreso la pasión y el significado a nuestras vidas. Podemos expresar totalmente nuestras almas y crear el mundo en el cual queremos vivir. 

 

 

Taller Vivencial

En este taller de tres días, cada asistente trabaja en forma individual, al tiempo que es acompañado por la presencia y energía grupal. A su vez, el proceso de cada persona resuena y profundiza en el trabajo de cada uno de los miembros del grupo.

 

Cuando trabajamos juntos somos mucho más poderosos y efectivos. Constatamos que las sincronías en las experiencias suceden, que no somos los únicos a los "que le pasan ciertas cosas", que estamos unidos más allá de lo que percibimos a través de los sentidos físicos, que es saludable extraer aprendizajes los unos de los otros, y que terminamos creando lazos y vínculos sólidos en una experiencia breve e intensa, y que.... ¡es más divertido que trabajar solo!

 

Este taller vivencial se realiza en Alto Lonky Lodge, emplazado en la Reserva Nacional Malalcahuello, en las faldas del Volcán Lonquimay. Es un ambiente ideal para reencontrarnos con nuestra alma y poder personal perdido. Todo esto, sumado al distanciamiento de las actividades cotidianas, hace posible desarrollar un trabajo profundo con la terapia de regresión (TVP) que normalmente llevaría más tiempo y más sesiones. 

 

El lugar está rodeado de un frondoso bosque nativo, destacando las araucarias milenarias típicas de la región, cascadas y lagunas. Cada habitación cuenta con baño privado, calefacción central, cama matrimonial, televisión. El servicio incluye: desayuno americano, coffee break, almuerzo, once y cena tradicional sureña. También considera un trekking por la zona.

 

Esta actividad es el viernes 21, sábado 22 y domingo 23 de octubre de 2022.  El cupo máximo para este taller es de 10 personas. Para inscripciones y más información escribe a trabajadordelaluz@gmail.com o por el formulario de esta plataforma.

 

 

Francisco Herrera Astudillo

Director de taller.

 

 

Fotogalería: Reserva Nacional Malalcahuello